Natura xilocae

Journal of observation, study and conservation of Nature Lands Jiloca Gallocanta (Aragon) / Journal de l'observation, l'étude et la conservation de la nature et des Terres de Jiloca Gallocanta (Aragon) / Journal der Beobachtung, Erforschung und Erhaltung der Natur und der Lands Jiloca Gallocanta (Aragon) / Gazzetta di osservazione, lo studio e la conservazione della natura e Terre Jiloca Gallocanta (Aragona) / Jornal de observação, estudo e conservação da Natureza e Jiloca Terras Gallocanta (Aragão)

martes, 21 de febrero de 2017

VALLE DEL ALFAMBRA, PRIMAVERA DE 1937

El pasado mes de agosto fui invitado a dar una conferencia sobre los chopos cabeceros en la localidad de Alfambra dentro de unas jornadas culturales que organizaba un Grupo Literario Cultural Alfambra. Fue una actividad muy interesante. Acudió mucho público y hubo intercambio de ideas. Esta localidad todavía mantiene varios cientos de chopos cabeceros en sus riberas, a pesar de las talas y las quemas, algunos de ellas de dimensiones monumentales. Al final, José Antonio y yo nos quedamos a tomar una cervecica con los organizadores de la jornada, personas vinculadas familiarmente con el pueblo pero con residencia en otras tierras, valencianas supuse sin errar. 

Y, como acostumbro, les animé a rebuscar paisajes con chopos cabeceros en las fotos antiguas que se guardan en las casas de estos pueblos. No es común, pero resultan documentos muy valiosos. Lo hice como el pescador que lanza sin mucha confianza el anzuelo. Me equivoqué.

Hace unas semanas me llegó el correo electrónico de Mila, una de las personas que organizaron la charla. En un adjunto me envió dos fotografías. Esta era una de ellas.


No era una foto guardada en alguna de las casas de Alfambra. Era una foto que procedía de una casa de la comarca valenciana de La Safor. Era una imagen de un grupo de soldados republicanos pertenecientes a la Brigada Mixta 22 Francisco Galán.

Las brigadas mixtas fueron las unidades militares básicas del nuevo Ejército Popular de la República durante la Guerra Civil Española. En ellas se integraban unidades menores de infantería, artillería y caballería. La Brigada Mixta 22 Francisco Galán fue organizada en noviembre de 1936 en la ciudad valenciana de Gandía. 

Junto a ella me adjuntaba esta otra fotografía:


Me comenta Mila que estos tres soldados eran José Sanfélix Piera (su tío), Pedro Torres Sebastiá y Manuel Domingo Sampedro. Todos ellos naturales de Guardamar de la Safor (Valencia). En ella falta su padre, también  presente en dicha brigada. Indica que fueron tomadas "cuando estuvo en Alfambra en la guerra".

La hierba no parece agostada, los árboles lucen sus pequeñas hojas verdes. La fotografía parece tomada en primavera. En la primavera de 1937. Allí están los chopos cabeceros, tan característicos en el valle del Alfambra y por entonces mucho más abundantes que en la actualidad. Con sus jóvenes brotes, estos álamos negros trasmochos seguían por entonces los turnos de poda de manera fiel. Algunos, como los de la primera foto, con varios árboles viejos y con troncos abiertos. Otros, como lo de la última, con ejemplares más jóvenes y vigorosos.

Por aquellas fechas ya había entrado en acción en el fallido ataque a la ciudad de Teruel en diciembre de 1936 y en la recuperación de las posiciones de las milicias catalanas en el sector de Rillo y Portalrubio en febrero de 1937. La foto corresponde al largo periodo de estabilidad del Frente de Teruel en el sector del valle del Alfambra y Alto Pancrudo durante la mayor parte del año 1937.

¡Cuánto debieron sorprender estos paisajes a estos jóvenes valencianos! Las tierras royas cerealistas tan distintas de los naranjales, los páramos calizos de los cabezos tan dispares de las marinas de Guardamar. 

No imaginaban, por entonces, el riguroso invierno que se avecinaba, ni los bombardeos en los Altos de Celadas que vendrían, ni la retirada forzosa desde las posiciones de Sierra Palomera a que se vieron obligados. 

En aquella dulce mañana primaveral no imaginaban tanto sufrimiento.

domingo, 19 de febrero de 2017

EL PINO APRISQUILLO, EL ROBLE DE BRIMMON Y ROB McBRIDE: ÁRBOL EUROPEO DEL AÑO 2017

"Árbol Europeo del Año" es un concurso que tiene como objetivo destacar los árboles viejos como un importante patrimonio natural y cultural que deberíamos apreciar y proteger. En el Árbol Europeo del Año, a diferencia de otros concursos, no es importante la belleza, el tamaño o la edad sino la historia y la conexión con las personas. Se buscan árboles que se han convertido en una parte integrante de la comunidad en su sentido más amplio. 

Todos los años, participan en el concurso decenas y hasta centenares de miles de personas y el número de los países participantes ha aumentado de los 5 originales de 2011 a 16 en este año 2017. 

Es un concurso en el que nos vimos inmersos justo hace dos años cuando desde la Plataforma Aguilar Natural y el Centro de Estudios del Jiloca se postuló al Chopo Cabecero del Remolinar como candidato de España. Fue una intensa aventura que dio gran difusión a este precioso álamo negro trasmocho. Un año después fue incluido en el Catálogo de Árboles y Arboledas Singulares de Aragón Conocimiento que se extendió a todos los chopos cabeceros.

En la edición de 2017 hay un espléndido ramillete de candidatos para ser elegidos que representan a dieciséis países: Estonia, Lituania, Polonia, Bulgaria, Chequia, Alemania, Bélgica, Francia, España, Inglaterra, Escocia, Irlanda, Gales, Irlanda del Norte, Eslovaquia y Hungría.

Este año hay una novedad. Hay que votar a dos países. No se puede votar a uno solo, han de ser dos. 

Y, por lo que se está viendo, está siendo muy competido el concurso. Chequia y Gales, tienen por el momento las puntuaciones más altas. Gales empezó muy fuerte, pero la veteranía en el concurso les ha permitido a los checos alcanzar y rebasar a los galeses en 900 votos. Pero aún todo está abierto. 

Ambos tienen historias muy interesantes. Gales presenta al Roble de Brimmon. Es un precioso árbol trasmocho de 500 años de antigüedad que ha sido cuidado por una familia durante generaciones. Incluso las fotografías de boda de la familia a partir de 1901 han sido tomadas bajo su copa. En 2015 fue amenazado con la destrucción por una circunvalación. Mervyn Jones, que explota la tierra, organizo una fuerte campaña para salvar el árbol junto con nuestro amigo Rob McBride y tras conseguir una petición de 5.000 firmas para la Asamblea Galesa, la ruta de circunvalación fue ajustada para poder salvar al árbol.



La República Checa, veteranos organizadores, tampoco van a la zaga con su candidato: el Tilo de Lipka. El tilo del amor eterno. Es también un árbol memorable que crece junto a una carretera que conecta la mansión en Lipka y el antiguo cementerio, hoy día tumba de los dueños de la casa señorial. La primera casa señorial fue construida en el siglo XIII y el tilo, ahora de 800 años de edad, dio la bienvenida al mundo a muchas personas de la familia Lipka, así como también los vio en su último viaje. Es interesante que nunca haya sido golpeado por un rayo. También se dice que una pareja que hace el amor bajo el tilo compartirá un amor eterno que superará todas las dificultades en la vida. Buena historia.



El representante de España es el Pino Aprisquillo, un ejemplar de pino negral de 350 que crece en el término municipal de La Adrada (Ávila), en el valle del Tiétar y al pie de la sierra de Gredos. No está entre los mejor situados pero aún queda el resto de febrero para apoyarlo.



Para votar hay que seleccionar dos árboles y pulsar el botón "Votar/Donar". Tras ello aparece una nueva ventana con los nombres de los dos árboles seleccionados y una caja en la que incluir la dirección de correo electrónico del votante, debiendo confirmar que no eres un robot y, de nuevo, pulsar votar/donar o solo votar. En el correo personal hay que confirmar finalmente el voto. 

Os animamos a difundir el concurso y a participar en él apoyando al Pino Aprisquillo (España) y al Roble de Brimmon (Gales). Se lo merecen los árboles y los equipos que los apoyan, especialmente nuestro amigo Rob McBride.

Para ello, puedes pulsar en este enlace y seleccionar a estos dos magníficos árboles. 


Ya sabes. Hasta el 28 de febrero hay de tiempo.

miércoles, 15 de febrero de 2017

DIVIÉRTETE CON LAS PLANTAS

Jugar es aprender. Manejar la semilla del latonero, hacer relojes con los frutos del geranio o jugar a soldaditos con los frutos de la sauquera ... acercan a un niño al mundo de las plantas. En su cabecica, raíces, tallos, hojas, flores, frutos y semillas se transforman en mil objetos con los que disfrutar. Mientras tanto, esas formas, colores y texturas vegetales quedarán impresas y formarán parte de sus vivencias infantiles, de aquellas que no se olvidan. 


Los niños de antaño, hoy padres o abuelos, fueron aprendiendo a jugar con las plantas de su entorno. Cada cual en su pueblo, forjando una cultura inmaterial tan variada como son las comunidades vegetales. Este saber, como el propio mundo rural , también está amenazado. Hoy los niños están en las ciudades, saben manejar mil ingenios complejos. Está bien. Pero, al tiempo, los hemos ido alejando de una Naturaleza que es ya un parque temático y no el escenario de sus vidas.

Libros como "Diviértete con la plantas" son muy necesarios. Son como ese abuelo o ese hermano mayor que coge entre sus manos esos trozos de tallo y los transforma en un cesto o en chiflo. Ahora, solo hace falta dedicarles ese tiempo. Es sembrar.

Más información sobre el libro en este enlace.

domingo, 12 de febrero de 2017

TARUGOS CON SORPRESA (II)

Hace un año Felipe y Miguel Ángel descabezaron una quincena de chopos que tengo en El Codujón, un campo situado entre el río Jiloca y el río las Monjas. Son árboles que plantó y cuidó mi bisabuelo, hace más de cien años y que han ido rindiendo periódicas cosechas de vigas y de leña desde entonces.


Con destreza y tiempo fueron desmochando una a una. Los fustes gruesos, tuvieron interés comercial. Los menos gordos, más comunes, los fui haciendo tarugos a lo largo del invierno guardándolos en un par de leñeras.


A lo largo del verano se han ido secando pero aún retienen bastante humedad. Este invierno ya estamos aprovechando estos tarugos. Para "jorearlos" un poco antes de meterlos en la estufa los abro con el astral y dejo los trozos unos días al aire. Algunos tarugos tienen sorpresa.


Son larvas de escarabajos barrenadores de la familia de los cerambícidos. Consultando guías de plagas forestales me recuerdan a las larvas de Saperda carcharias, pero no lo veo claro pues esta especie parece dejar restos más astillosos que aserrinados y parecen tener otro aspecto.

Abren galerías en la albura de las ramas rellenándolas tras su paso por un fino serrín ...


Algunas galerías siguen la dirección de las fibras de la madera. Pero también son comunes las transversales. Eso sí, siempre aparecen en la albura.


Cuando abro el tarugo con el hacha a veces caen las orugas. En otros casos, se quedan asomando y luego se esconden. Si las gallinas están cerca, se las comen con voracidad. Si no, las voy recogiendo y se las echo a su corral. Pienso en el buen número de larvas de esta especie de escarabajo que arderán dentro de la estufa. Y la de larvas de otros insectos. Y la de otros animalicos escondidos en la cortezas. Y la de miles de hifas de hongos que recorren las fibras. Y los millones de bacterias.


Y recuerdo el encendido debate del matacerdo.

jueves, 9 de febrero de 2017

VENTE AL SABINAR DE OLALLA CON EL CEJ

El sabinar de Olalla, es la masa más madura y mejor conservada de Juniperus thurifera en la comarca del Jiloca. Es un espacio natural de enorme importancia ecológica por lo que forma parte del Lugar de Importancia Comunitaria (LIC) de la Sierra de Fonfría. El relieve sobre el que se desarrolla el bosque es suave aunque. Los materiales del sustrato son de naturaleza silícea, en zonas de pizarra y cuarcita, en otras de arenas y arcillas, que al erosionarse forman cárcavas. 



Es un bosque abierto formado por grandes sabinas albares centenarias. El ganado ha modelado la vegetación controlando el avance del estepar y de las carrascas y los rebollos, formaciones propias de la etapa madura. El ganadero aprovechaba las ramas de las sabinas para alimentar con sus hojas al ganado durante el invierno. Por ello, muchas de ellas muestran la copa deformada por las antiguas podas. Son, auténticas esculturas vivas. Donde la entrada de la oveja no se ha perdido mantiene la estructura de dehesa con un estrato de musgos y líquenes terrícolas, y pequeñas matas como el tomillo o la caberuela. 



En zonas en las que se ha perdido el aprovechamiento y donde ya no se hacen leñas, las carrascas y rebollos prosperan dando lugar a formaciones mixtas. En los fondos de barranco podemos encontrar galerías de chopo negro y canadiense, con alguna sarga y junquera, sobre todo, en surgencias que albergan una flora higrófila. Aunque no suelen aprovecharse por no ser comestibles, la variedad de hongos en el sabinar de Olalla es notable.


El sabinar da cobijo a numerosas especies de animales: conejos, tejones, ginetas,… garduñas, y gran cantidad de aves: verdecillo, mosquitero, pinzón vulgar, carbonero, herrerillo, mito, alcaudón, …. Durante todo el año está presente el zorzal charlo, pero en la invernada, llegan bandos de zorzales alirrojos y reales desde los bosques de coníferas de Rusia y Escandinavia, para comerse los frutos que producen las sabinas; cuando éstos pasan por el tracto digestivo de los animales, parece ser que las semillas germinan mucho mejor. 


En el sabinar de Olalla disfrutaremos de las caprichosas formas de las espectaculares sabinas, de sus troncos retorcidos y las agrietadas cortezas, con esos hongos de aspecto gelatinoso y color naranja, de las miles de bayas que tapizan el suelo bajo sus copas, y que si las pisamos, al acercarnos, despiden una intensa y agradable fragancia.


En este nuevo Paseo Xiloca vamos a seguir una ruta nueva. Primero, entre campos sembrados de cereal y rastrojos con viejas sabinas y escalambrujeras en los ribazos. Nos acercaremos a la ermita de San Bartolomé, en completa ruina. Seguiremos después un perdido camino que atraviesa una zona del sabinar poco visitada. Y, por último, saldremos hacia la Rambla que remontaremos por su lecho hasta llegar a las cárcavas y, en seguida, al pueblo de Olalla.

¡Vente de excursión con el Centro de Estudios del Jiloca!

miércoles, 8 de febrero de 2017

NATURALES COMO TÚ

El programa Conexión Matemática, fruto de la colaboración entre la Sociedad Aragonesa de Profesores de Matemáticas y el Departamento de Educación del Gobierno de Aragón, ofrece a los centros educativos exposiciones que forman parte de las semanas matemáticas que se desarrollan en los colegios e institutos participantes en el programa. Una de estas exposiciones, de título “Naturales, como tú”, trata de aunar los números, la fotografía y la literatura.


Los números naturales son la excusa para encontrar un punto común entre disciplinas aparentemente alejadas entre sí. Diez fotografías de naturaleza del fotógrafo Uge Fuertes que representen las diez cifras de nuestro sistema de numeración, del 0 al 9, dan pie para que escritores y periodistas aragoneses completen los carteles de la exposición con relatos vinculados a los números. 

Autores de los textos: 0 Enrique Cebrián,1 David Liquen, 2 Uge Fuertes, 3 Ángel Gracia, 4 Antón Castro, 5 Miguel Mena, 6 Javier Vázquez, 7 Carmen Ruiz Fleta, 8 Octavio Gómez Milián, 9 Eva Puyó.

Esta exposición que podrá verse por la mayoría de los IES de Aragón próximamente. Pero desde el 6 al 19 de febrero la puedes disfrutar en la Casa de Cultura de Monreal del Campo.

¡No te la pierdas!

domingo, 5 de febrero de 2017

CASPAR DAVID FRIEDRICH Y EL REBOLLO DE BARRACHINA

El romanticismo es una corriente cultural de finales del siglo XVIII y principios del XIX que rompe con la estética del neoclasicismo en lo artístico y con la racionalismo ilustrado en lo ideológico. Exalta los sentimientos, la búsqueda de la libertad y, en lo político, fomenta las revoluciones.

En la pintura, se buscan paisajes misteriosos y exóticos, con una fuerte carga dramática. En ellos, se pone en evidencia la supremacía de la Naturaleza sobre la acción del ser humano. De entre los numerosos pintores anglosajones, destacan dos ingleses (Turner y Constable) y un alemán: David Caspar Friedrich.

Friedrich es el pintor romántico más conocido en Alemania. Pintó, sobre todo, paisajes montañosos y marinos volcando sus ideas y creencias en ellos. Es habitual la presencia de árboles en dichos paisajes, como en el cuadro "Dos hombres contemplando la luna" (1819) ...

  Caspar David Friedrich - Zwei Männer in Betrachtung des Mondes.jpg

en "La cruz en la montaña" (1807-1808) donde exalta su religiosidad ...


o en "La abadía en el robledal" (1809-1810) ...


En la divisoria de agua entre el valle del río Pancrudo y la rambla de Nueros, azotado por los vientos, sobreexpuesto a la insolación, el viejo Rebollo de la Costera, con sus ramas divergentes, forma una silueta sobre el cielo que recuerda la despeluchada cabeza  de algún genio romántico. 


Es un árbol trasmocho. Uno de los pocos rebollos trasmochos de la comarca del Jiloca. Muestra indicios de poda bien cerrada en el extremo de los troncos secundarios en que se divide el principal. A las vigas, sin ser muy gruesas, no les echamos menos de cincuenta años. No sabemos qué tipo de aprovechamiento tenía. Tal vez las leñas.

Es uno de los árboles más conocidos en el valle del Pancrudo. Uno de los iconos. En el número 7 de la revista Xiloca, allá por 1991, ya le dedicamos un artículo en la serie (inconclusa) "Contribución al inventario de de árboles monumentales aragoneses: los rebollos de Barrachina". 


A Caspar David Friedrich, de haberlo conocido, le hubiera encantado el Rebollo de la Costera. 

jueves, 2 de febrero de 2017

MUSGO EN EL ALJEZÓN

Cuando éramos niños, un aljezón era un trozo de cascote con yeso. Nos interesaban cuando queríamos pintar en una pared o cuando había que marcar en el suelo para delimitar alguna parcela. Años después, descubrí que aljez es una hermosa palabra de origen árabe que se refiere al yeso, ese material procedente de la roca sedimentaria del mismo nombre.

El valle del Pancrudo tiene buenos yacimientos de aljez, desde Navarrete del Río hasta Alpeñés, desde Cutanda hasta Bañón. 

Los de la cabecera del valle tienen su origen en la evaporación de mares someros y aislados (albuferas) hace unos 220 millones de años durante el final del Triásico (Mesozoico). 

Los del tramo medio y bajo del valle se formaron hace unos 10-20 millones durante el Mioceno (Terciario) a partir de la precipitación de las sales en un lago endorreico situado al pie de la actual sierra de Pelarda, en un momento en el que posiblemente no se hubiera fallado la fosa del Jiloca y, por tanto, el Jiloca como tal no existiera todavía. 

Estos yesos miocenos aparecen de tres maneras. La más habitual es encontrarlos formando micro pequeños cristales entre las margas ...


... pero no es raro que entre las mismas aparezcan como fenocristales laminares.


Unos y otros han sido aprovechados tradicionalmente para calcinarlos en las yeseras.

La tercera modalidad de encontrar el yeso es formando unos bolos de dimensiones métricas que aparecen entre arenas y gravas sin cementar. Es un yeso formado por microcristales, de color muy blanco, aspecto granuloso, más compacto y prácticamente puro. Aparece, sobre todo, en Barrachina, donde fue explotado hasta hace una veintena de años bajo el nombre de alabastro.


Pues bien. Paseábamos una mañana luminosa de enero por una ladera del término de Barrachina y encontramos unos tormos de alabastro. Nos llamó la atención que, entre sus grietas y depresiones aparecían las inconfundibles almohadillas de los musgos. 


Estas sencillas plantas suelen prosperar en ambientes húmedos y sombreados pues dependen del agua para realizar la fecundación en los gametofitos y toman el agua de los suelos o troncos empapados. Sin embargo, como suele ocurrir en Biología, esta es una pauta que tiene múltiples excepciones. No son raros los musgos xerófilos que crecen sobre peñascos muy iluminados.

Creciendo sobre superficies convexas, no sorprende su crecimiento en las escasas zonas en las que el agua de las precipitaciones puede retenerse, como son las grietas ...


o las pequeñas depresiones ...


Estos musgos xerófilos consiguen un aporte extra de agua favoreciendo la condensación de la aguada sobre los largos filamentos en los que terminan sus filoides ...


Al menos había dos especies de musgos pero no supimos identificarlas.

Las plantas, como el resto de seres vivos, necesitan azufre para sintetizar un par de aminoácidos. Es una de las sales minerales que toman del suelo por sus pelos absorbentes. No es una sal muy común en muchos suelos, pero la descomposición de la  biomasa muerta devuelve este elemento


El yeso es sulfato de calcio hidratado. Es decir, una sal de menor solubilidad que el cloruro de sodio (sal común o halita) pero más soluble que el carbonato de calcio (calcita o aragonito). Crecer sobre un tormo de yeso es hacerlo sobre un bloque de una sal, al fin y al cabo. Y esto crea de un ambiente químico hiperosmótico en las células vegetales. Por eso sobre suelos ricos en yeso crecen plantas con adaptaciones a este problema que conforman una flora muy especial conocida como gipsófila.

Los musgos que vimos en Barrachina también serán musgos gipsófilos.  

lunes, 30 de enero de 2017

¡VUELVEN LOS PASEOS XILOCA!

El Centro de Estudios del Jiloca propone actividades para los fines de semana. Se trata de una experiencia en la que se irán descubriendo rincones de interés natural y cultural en los montes, campos y pueblos de la comarca del Jiloca y zonas próximas.

Paseos Xiloca acercará, a aquellos que lo deseen, a lugares cercanos pero en ocasiones poco conocidos de la mano de especialistas que conocen y sienten el territorio. Interpretar los paisajes, descubrir las plantas, los animales y las rocas, integrando la permanente huella del ser humano que ha modelado estas tierras en unos itinerarios que sorprenderán.


PROGRAMA

- 11 Febrero: Sabinar de Olalla

Itinerario pensado para conocer el Sabinar de Olalla. Iniciaremos el recorrido desde la plaza de la localidad, pasaremos por su torre mudéjar, recorreremos un antiguo camino hasta adentrarnos en el sabinar, donde realizaremos un recorrido circular para retornar a la localidad por el lecho de la rambla.

- 9 Abril: Ruta de los mares Paleozoicos

Ruta geológica y botánica adentrándonos en zonas boscosas y en la que recorreremos un antiguo camino ya abandonado, pasaremos por la antigua explotación minera de plomo e iremos viendo diversas rocas fosilíferas para terminar en la localidad visitando el Museo de los Mares Paleozoicos de la mano de Zarela Herrera. 


- 21 Mayo: Paramera de Blancas

La paramera de Blancas es una amplia llanura con una altitud entre 1000 y 1100 metros s.n.m. con suelos de rocas calizas y vegetación pobre que atesora una gran singularidad reconocida por su declaración como zona ZEPA en la Red Natura 2000.


- 24 Septiembre: Sierra Palomera

•Ruta a pie para recorrer uno de los puntos emblemáticos del Valle del Jiloca. Palomera con sus 1.529 metros de altitud es una de las cimas más elevadas de nuestro entorno. Atesora una gran riqueza desde el punto de vista geológico, botánico y paisajístico.


- 18 Noviembre: Río Jiloca: El Poyo del Cid-Fuentes Claras

Itinerario a pie partiendo desde el Poyo del Cid hasta Fuentes Claras. Zona emblemática del valle donde se conjugan yacimientos arqueológicos, ermitas, patrimonio industrial y patrimonio natural en el entorno más próximo al lecho del río Jiloca.


INSCRIPCIONES:

La forma de inscribirse será preferentemente a través de la página www.xiloca.com o llamando al teléfono 978 730 645.

La participación en la actividad será gratuita para los socios del CEJ y sus familiares directos (cónyuges y descendientes). Para los no socios el precio de la inscripción será de 3 €.

domingo, 29 de enero de 2017

XIX FIESTA DE LAS GRULLAS

El próximo fin de semana se celebrará la XIX Fiesta de las Grullas en la cuenca de la laguna de Gallocanta aprovechando la presencia inernal de estas aves y unas semanas antes de su marcha a las tierras del norte de Europa. 

Serán un par de jornadas con una intensa actividad. Este es el programa:

Sábado, 4 de Febrero

7:30 h.- Quedada para ver la salida de las grullas de dormidero- En C.I. de la Reserva, ctra. entre Bello y Tornos. 
8:30 h.- Café calientamanos en el bar de Berrueco.
9:30 h.- Paseo interpretativo: paisaje de Berrueco y subida al Castillo. Posteriormente, se realizará un taller ornitológico de anillamiento científico y divulgativo a cargo de Demetrio Vidal Agustí. Salida desde la Plaza de Berrueco. 
12:00 h.- Taller familiar: “Camisetas Grulleras”- Trae una de tus camisetas y la decoraremos de forma creativa- Porche del Albergue Allucant (Gallocanta). 
12:00 h.- Inauguración de la Exposición de Fotografía de la Naturaleza “Caminar con alas por el Mundo”, de Ana Isabel Rosal Aldecoa, y “Pica- pica grullero” en Allucant (Gallocanta). 
13:00 h.- “Vermú Poético”- declamación de poemas a cargo de Diego J. Colás- Sala de reuniones del Albergue Allucant (Gallocanta).
16:00 h.- Inauguración de la Exposición de Pintura al Óleo, de Jesús Martínez Marcos, en los salones del Hostal Las Grullas (Tornos). 
17:00 h.- Proyección, charla y debate sobre la Laguna del Cañizar, con la colaboración de la Asociación Red de Impulso Rural del Jiloca- Cine HD de Tornos. 
18:00 h.- Quedada para ver la entrada de las grullas al dormidero Plaza del Peirón de Tornos. 
19:45 h.- Ceremonia de entrega del 14º premio Grullero Mayor a Luis Miguel Domínguez, patrocinado por Allucant, en el Centro de Conferencias y Congresos de Gallocanta. 
23:30 h.- Concierto en directo de “Las Guindillas”, grupo femenino del Pirineo Oscense; disco- móvil con la Comisión de Fiestas de Tornos- Pabellón de Tornos.


Domingo, 5 de Febrero 

11:00 h.- Pasacalles por las calles de Tornos con “Los Gaiteros del Jiloca”. 
11:30 h.- Mercadillo de artesanía en la Plaza del Peirón de Tornos, con Juegos Tradicionales Aragoneses y taller infantil de Maquillaje Animal.
14:30 h.- Comida popular de morral y Caldereta Vegetal. Caldereta + vino: 3€. En la Plaza del Peirón de Tornos..

Sábado y domingo: rutas guiadas por la Laguna, a las 11:00 h. y a las 16:00 h, previa reserva en el tfno. 978734031- C.I. de Bello.

Colaboran: Ayuntamientos de Berrueco, Gallocanta y Tornos, Hostal Las Grullas (Tornos), Albergue Allucant (Gallocanta), Protección Civil Comarca del Jiloca, Los Gaiteros del jiloca, Grupo “Las Guindillas”, Comisión de Fiestas de Tornos

Foto: Uge Fuertes